Alianza Verde ha lamentado el “decepcionante” resultado de la COP26 de Glasgow tras los nuevos cambios en el acuerdo final que “rebajan aún más la ambición” y “dan más vida” a los combustibles fósiles

13 de noviembre de 2021.- Tras la prórroga de las negociaciones de la Cumbre del Clima de Glasgow al no lograrse un acuerdo en la fecha prevista, y con las ´sucesivas rebajas en la ambición de los sucesivos borradores presentados, desde Alianza Verde han mostrado su “profunda decepción” con el resultado final de la Cumbre, tras un acuerdo que rebaja aún más, si cabe, la ambición, y “da más vida” al carbón.

Desde el partido verde, durante estas últimas jornadas han venido denunciando, precisamente, la “tibieza” de los últimos textos presentados, alegando, en palabras de su coordinador federal, Juantxo López de Uralde, que encabezó la delegación parlamentaria en Glasgow, que “Si la falta de ambición hacía que no estemos en condiciones de asegurar un aumento de temperaturas por debajo de 1,5ºC, el hecho de que se haya diluido la mención a los combustibles fósiles todavía nos aleja más de la ambición imprescindible”.

A pesar de haber llegado a un acuerdo “de mínimos” en el que se pide a los países que rehagan sus planes revisen y refuercen sus planes y objetivos de reducción de emisiones para 2030 para cumplir el Acuerdo de París de lograr mantener ese 1,5ºC, esto, a juicio de López de Uralde es una nueva “patada hacia adelante” que muestra que, una vez más, la comunidad internacional no ha llegado a tiempo. “Tenemos una emergencia y no se está actuando con la urgencia que se necesita, no podemos permitirnos más retrasos”, lamenta López de Uralde. 

Lamentan que “Tampoco se ha alcanzado un acuerdo satisfactorio en lo relativo a la compensación a los países afectados por el cambio climático, al haberse negado EEUU y la UE a la creación de un fondo para paliar los daños que ya está causando”.

Para Alianza Verde, la COP26 ha sido una “oportunidad perdida”. Desde el partido verde afirman que “Era una oportunidad única para alcanzar acuerdos ambiciosos que nos acercaran de manera firme a hacer realidad ese límite de 1,5 ° C, y la adopción de una hoja de ruta creíble hacia la justicia climática”.